¿Sabes cuáles son los mitos del mundo del vino?

Los mitos están en todas partes, pero sobre todo en el ámbito de la gastronomía. Que si no puedes comer más de dos huevos al día porque no es sano, que si el pan por sí mismo te hace engordar… El mundo del vino también se ha contagiado de alguno de estos mitos, que queremos enseñarte en este artículo.

 

Seguro que te apetece disfrutar de tus vinos D. O. Manchuela en buenas condiciones y saber cuál de ellos es el mejor para cada ocasión del día, desde la comida en familia hasta la cena con tu pareja.

 

Es por ello que queremos ayudarte a desmontar estos mitos, para que puedas disfrutar de tus sesiones de cata sin preocuparte por nada más que por el verdadero valor del vino. ¡Vamos a ello!

 

Destapa estos mitos de mundo del vino

  • ¿Los vinos reserva son siempre los mejores? Además de saber si un vino es reserva, lo que indica el tiempo que ha pasado en la barrica antes de su consumo, tienes que prestar atención a la añada de la que procede o el tipo de variedad a partir de la cual se ha hecho para determinar su auténtica calidad.

 

  • ¿Siempre hay que decantar el vino? Existen dos razones esenciales para decantar un vino. Si es un vino añejo, en el caso de que sea tinto, debe separarse de los sedimentos, o sea del poso, que se ha formado en la botella a lo largo de los años. Y si es un vino joven debe entrar en contacto con el oxígeno para que desarrolle su alto contenido tánico.

 

Dicho esto, no siempre es necesario decantar el vino. Puedes escarciarlo directamente si ya lo has hecho antes y te ha gustado su sabor, pero es preferible que mires las recomendaciones de cada bodega antes de dar el paso.

 

  • ¿El tinto con la carne y el blanco con el pescado? Desde luego que viene bien tener una guía para marinar tus vinos D. O. Manchuela correctamente, pero siempre puedes salirte de la norma para probar nuevas combinaciones que os encanten a ti o a tus invitados. A la hora de probar un nuevo plato y un nuevo vino hay muchos factores que entran en juego como son la cantidad de platos que vamos a degustar, la estación en la que nos encontremos o incluso el estado anímico del momento.

 

 

  • ¿El vino engorda y afecta a la salud? Este mito está basado en otro muy popular de la gastronomía, que dice que por consumir determinados alimentos como el pan o la pasta vamos a engordar porque sí. Nada que ver, porque el vino contiene más de 1.000 sustancias beneficiosas para el organismo, con propiedades antioxidantes y beneficios cardiovasculares que te ayudan a tener una vida más feliz y equilibrada.

 

  • ¿El tapón importa? Cada año, los productores de vino del mundo se gastan miles de euros por los sabores que dejan algunos corchos tradicionales en el vino. De hecho, el corcho puede aportar beneficios al vino, pero también es el causante de uno de sus defectos más importantes que es ese regusto a corcho que no nos permite disfrutar del vino tanto como nos gustaría. Algunas bodegas ya utilizan tapones sintéticos o de rosca, que dan buenos resultados y evitan que se cuelen sabores extraños al líquido final.

 

  • ¿El vino tinto hay que servirlo siempre a temperatura ambiente? Esto suele decirse porque puede coincidir con una temperatura parecida a la del ambiente, pero depende de la época del año y el lugar de España en el que te encuentres cuando lo consumas. Como referencia, ten en cuenta que los vinos de crianza se deben servir a unos 15 grados, los tintos jóvenes a unos 12 y los vinos blancos a 8 aproximadamente.

 

¡Cuántos mitos! Si has llegado hasta aquí, estarás mucho más informado para tomar buenas decisiones cuando compres tus vinos D. O. Manchuela. Recuerda que nunca hay reglas fijas en el mundo de la cata, y lo primero es conocer el proceso de elaboración para poder servir los vinos en las mejores condiciones. Disfruta tus vinos como más te guste y, si puede ser, en buena compañía.

Deja un comentario

Síguenos en Instagram

#VinodeInfluencia #InfluentialWine
@manchuelawine