Medalla para Pardo Tolosa en el Catavinum World Wine & Spirits Competition 2021

¡Este mes estamos de enhorabuena! La Bodega Pardo Tolosa ha conseguido un premio en la undécima edición del prestigioso Catavinum World Wine & Spirits Competition 2021, que se celebró el pasado 15 de marzo.

 

El vino agraciado ha sido el Mizaran Tempranillo 2019, que ha logrado una medalla de plata en la categoría de vino tinto (red wines). Se trata de un gran vino, tempranillo tinto roble, ecológico y con Denominación de Origen Manchuela.

 

Ha tenido un gran éxito desde su puesta en el mercado, y cualquiera puede degustarlo en la tienda online de la Bodega Pardo Tolosa.

 

Catavinum y la Bodega Pardo Tolosa: prestigio internacional

 

La intención de este concurso, con sede en Vitoria, es añadir un gran valor a los vinos producidos en todo el mundo. En esta edición se han probado muestras de un total de 3.457 vinos y licores, provenientes de más de 20 países como España, Argentina, Australia, Austria, Bulgaria, Canadá, Chile, Grecia, Sudáfrica o Estados Unidos.

 

Entre los objetivos propuestos por la organización del concurso están:

 

  • Informar a los consumidores y profesionales sobre la calidad de los vinos/licores premiados, ayudando a la difusión y comunicación de los mismos.
  • Aportar un mensaje de orientación al 80% de los consumidores que esperan referencias internacionales sobre los vinos y licores de calidad.
  • Potenciar la producción y elaboración de vinos y licores de calidad.
  • Contribuir a la difusión de la cultura de los vinos y licores.

Medalla-plata-PardoTolosa-CatavinumWorldWineSpiritsCompetition2021

Te invitamos a conocer de cerca los vinos de la Denominación de Origen Manchuela Bodega Pardo Tolosa en esta entrada de nuestro blog. Su producción se destaca por tener en cuenta las necesidades sostenibles del medio, a través del cultivo de distintas variedades como la Bobal, la Macabeo o la Tempranillo.

 

Las viñas plantadas en espaldera aportan un hábitat formidable para la agricultura ecológica, ya que el gran espacio entre viñas permite una ventilación que evita condensaciones de calor y enfermedades de cualquier tipo.

 

El proceso de conversión de las variedades comenzó en el año 2008, y consiguió que toda su producción estuviera certificada tres años después, en el 2011. Esto nos da una muestra de la importancia que tienen sus vinos y en especial el Mizaran Tempranillo 2019, que dará mucho de qué hablar en el futuro.

Deja un comentario

Síguenos en Instagram

#VinodeInfluencia #InfluentialWine
@manchuelawine