La exportación del vino español en 2021: el camino de la recuperación

La pandemia ha hecho mella en muchos sectores, entre ellos el mundo del vino. Las exportaciones durante el 2020 se han visto afectadas por el cese de actividad de las bodegas, pero también por los estados de alarma o por las dificultades de movilidad a nivel internacional.

 

Eso sí, la buena noticia es que el 2021 ha traído un aumento positivo de las ventas de vino al extranjero, con la reducción de la incidencia del coronavirus en todo el mundo. El vino español es cada vez más socorrido en destinos como Estados Unidos, China o México.

 

Hoy queremos hacerte un resumen de las cifras que han guiado las exportaciones de vinos durante el 2020 y el 2021, para que entiendas cuáles son las perspectivas de futuro del sector vinícola.

 

La exportación del vino durante el 2020: un año lleno de altibajos 

El año pasado supuso un antes y un después en el vino, porque las exportaciones españolas de vino en 2020 se situaron en los 2.012 millones de litros, por valor de 2.616,1 millones de euros. Estas cifras supusieron, respecto a 2019, una caída del 6% en volumen y del 3,6% en valor, según el Informe realizado por el Observatorio Español del Mercado del Vino.

 

En cuanto a los formatos, los vinos envasados (incluyendo los vinos de licor, aguja, espumosos, tranquilos y bag-in-box) tuvieron precios medios mucho más elevados que los graneles, así como un peso en valor mayor; por lo que su caída (-3,6%) supuso una reducción en la facturación de 81,5 millones de euros, de los 96,7 millones de euros que se dejaron de facturar en total en 2020. De esos 81,5 millones de euros que dejaron de facturar las exportaciones españolas de vinos envasados, 53,6 millones de euros correspondieron a los vinos espumosos.

 

Los graneles, con precios medios mucho más económicos (43 céntimos por litro) también cayeron en valor (-3,2%), dejando de aportar al total 15,2 millones de euros. Al contrario, los vinos a granel, en términos de volumen, donde supusieron el 52,4% de las ventas totales, perdieron un 10%, lo que implica una reducción en 115,7 millones de litros de los 126,8 millones de litros que se dejaron de exportar en total en 2020.

El mes de diciembre fue el más positivo, porque las exportaciones españolas de vino se situaron en los 168 millones de litros y los 211,9 millones de euros. España exportó casi 20 millones de litros más y facturó 1,5 millones de euros más que en el mismo mes de 2019, lo que significaba que ya se veía una luz de optimismo para el sector al final del año pasado.

 

La exportación del vino en 2021: el año de la esperanza

El primer semestre del 2021 marcó una gran diferencia respecto a todo el 2020. En total, se cerró con cifras positivas de crecimiento a doble dígito: del 15,7% en euros y del 21,4% en litros, con aumentos en términos absolutos de 187 millones de euros y de más de 202 millones de litros.

 

Por productos y centrándonos en los datos del semestre, prácticamente todos los tipos de vinos mejoraron sus ventas, con la excepción de los vinos con IGP envasados y los vinos a granel tanto con IGP como varietales, pero cuyas caídas son ampliamente compensadas por las mayores ventas de graneles con denominación de origen y, sobre todo, sin indicación de calidad alguna.

En este caso, los grandes beneficiados fueron los vinos envasados con un aumento del 18,1%, pero la situación fue positiva también en volumen para el granel (+31,2%). Esta distinta evolución hizo que se revalorizaran mejor los vinos envasados, buen crecimiento de los precios medios de vinos espumosos (+25,7%). Los vinos a granel se situaron en última posición con una pérdida de cerca del 20% de los precios medios del vino a granel, situándose por debajo de los 40 céntimos de euro por litro.

El vino de licor, por su parte, siguió creciendo a un extraordinario ritmo superior al 40% tanto en valor como en volumen y con precios medios estables. Los vinos espumosos, en este período, mostraron una revalorización importante, cayendo ligeramente sus ventas en botellas, pero aumentando sus precios medios y su facturación por encima del 20%.

Estos datos indican que la recuperación económica del 2021 no solo se ha dado en sectores como el hortofrutícola, sino también en otros como el del vino. Cada vez se exportan más vinos, además de distintos tipos de botella y categorías que tienen presencia en mercados de gran envergadura mundial como la ASEAN o Sudamérica. El inicio del 2022 marcará una ruta aún más positiva para el desembarco de los vinos españoles en las costas extranjeras.

Deja un comentario

Síguenos en Instagram

#VinodeInfluencia #InfluentialWine
@manchuelawine