7 consejos para servir tus vinos D. O. Manchuela como un profesional

En las catas profesionales del vino, siempre nos quedamos parados admirando cómo lo sirven los especialistas. Detrás de cada movimiento hay un cálculo, un pequeño paso que debe respetarse para conseguir que los catadores estén mentalizados a la hora de probar cada vino. En el momento de servirlo, nosotros podemos seguir sus mismos procedimientos.

 

Los vinos Denominación de Origen Manchuela son especiales por las variedades que hay detrás de ellos: Macabeo, Sauvignon o Bobal son uvas que nacen en un territorio privilegiado, entre el Júcar y el Cabriel, incorporando todo el sabor de la tierra y el color intenso de sus cepas al producto final.

 

Es por ello que, a la hora de servir nuestros vinos, deberías prestar atención a los pasos para hacerlo bien. En este artículo te enseñamos cómo marcar la diferencia en cada comida, para que los invitados entiendan la importancia de degustar un vino de influencia en condiciones.

 

Sigue estos 7 consejos para servir el vino D. O. Manchuela como un profesional

 

  • Elige un orden marcado por el cuerpo del vino. Lo ideal es que empieces por los que tienen un cuerpo más ligero y vayas caminando hacia aquellos que tienen el cuerpo más robusto. Piensa que a mayor color, crianza o azúcar el vino tendrá más residuos, será más fuerte y costará más degustarlo, así que es conveniente dejarlo para el final.

 

  • Escoge una copa a la altura. La regla de oro es que sea cerrada por la parte de arriba, para que el olor de tus vinos tranquilos o espumosos no termine por salirse. Observa también que tenga el cuerpo largo y ni se te ocurra cogerla con la mano abierta, porque influirás en la temperatura cuando vayas a catar el vino. Vigila que sea fina, de cristal, y en el caso de que sea de vidrio que tenga un espesor muy bajo.

 

  • Descorcha bien la botella. Intenta que la botella esté fija en una superficie estable y que solamente se muevan la mano y el sacacorchos. Después, coloca el accesorio en la mitad del corcho, de forma que la punta del tirabuzón no sobrepase el lado opuesto del corcho, porque se podrían caer restos al vino.

 

La clave es darle una pequeña vuelta y extraerlo con el menor ruido posible, limpiando la botella para que no se cuele ninguna impureza. Puedes practicar con una botella para la familia antes de aventurarte a una cena con muchos amigos, de forma que llegado el momento tengas la técnica adecuada para conseguirlo.

  • Cuida la temperatura del vino. Lo normal es que los vinos expuestos a temperaturas altas potencien el alcohol y los servidos a muy bajas camuflen los aromas, por lo que debemos tener en cuenta su temperatura ideal en cada cata. Y aunque creas que los tintos se sirven del tiempo y los blancos fríos, esto no es cierto del todo, porque ambos se pueden servir frescos y también del tiempo a una temperatura nunca muy alta.

 

  • Presta atención al servicio en la mesa. La norma dice que debes empezar por la izquierda, sirviendo a las personas mayores, luego a las mujeres y más tarde a los hombres, que deben estar siempre a la derecha del comensal. Eso sí, asegúrate de que la botella no toca la copa y de que esta se encuentra en la mesa sin que la toque el invitado. Es cuestión de higiene, pero también garantiza que se preservan las condiciones de cada vino en el momento de ingerirlo.

 

  • Decide hasta donde llenarás la copa. Es difícil dar una medida estándar cuando cada copa es distinta, pero por norma general puedes llenarla sobre un tercio de la mismo, e incluso menos si se trata de vinos blancos. En el caso de que tengas copas pequeñas como las de espumosos o generosos, puedes llenarlas con más cantidad pero nunca hasta el borde, de forma que se pueda disfrutar el líquido sin que caiga al suelo o ensucie a otros comensales.

 

  • Coloca las copas en la mesa. Las reglas de etiqueta nos piden que coloquemos las copas delante y a la derecha, más o menos sobre los cuchillos. Si vas a servir un único vino, dos copas serán suficientes: una para el vino y otra para el agua, que siempre debe ir a la izquierda.

 

Como ves, hay muchas instrucciones que pueden ayudarte a triunfar en la comida con tu vino Denominación de Origen Manchuela. Acuérdate de planificar unos días antes qué vinos vas a servir, junto con el maridaje que vas a tener, de forma que cuando llegue el momento lo tengas todo preparado. Si quieres, puedes vestirte para la ocasión y preparar los accesorios que necesites para impresionar a los comensales mientras degustan tus mejores vinos.

Deja un comentario

Síguenos en Instagram

#VinodeInfluencia #InfluentialWine
@manchuelawine